Orientación hacia las metas

 

Un Equipo sin metas es como un barco sin destino. Ahí está toda la tripulación, pero no tienen a dónde ir. Por otro lado tampoco hay un plan para llegar… seguirá dando vueltas sin llegar a ningún lado.

 

 

El común denominador de las personas exitosas es que siempre se dirigen hacia las metas que se han trazado. El establecer metas nos ayuda a desarrollar un sentimiento de logro dándonos una pista en donde correr e instrumentos para medir. Nos ayuda a saber quién está ganando o perdiendo el juego.  Sin un plan de acción, ¿cómo sabríamos si estamos ganando o perdiendo? La única diferencia es que no estamos hablando de un acontecimiento atlético, sino de algo tan importante como lo son los logros que obtenemos como equipo.

¿Cuál es la mejor manera de desarrollar un programa de metas?

Nuestras metas deben ser escritas y específicas.  Un equipo no debería trazarse solo las metas de trabajo mentalmente.  Tienen que ser metas objetivas, consensuadas y deben tener fechas señaladas.  Se ha dicho que la mente humana tiene la capacidad de seis computadoras, pero nadie puede organizar sus metas mentalmente.  En una encuesta sobre “éxitos y logros” se llegó a la conclusión de que:

  • 3% de nuestra población es acaudalada
  • 10% de nuestra población vive cómodamente
  • 60% de nuestra población se gana la vida
  • 27% de nuestra población necesita ayuda para sobrevivir

La encuesta indicó que había muy poca diferencia entre los dos primeros grupos.  Básicamente éstos tenían la misma educación y se criaron bajo las mismas condiciones. Lo llamativo de esto es que algunos de los pertenecientes al 3% tuvieron logros 100 veces mayores que los del 10%.

La diferencia estaba en que los del 3% habían escrito y especificado sus metas.  El 10% había trazado sus metas mentalmente.  Pensaban acerca del éxito, pero nunca desarrollaron planes de acción por escrito para lograr sus metas.

El resto de la población tenía muy pocas metas…o ninguna.

Por todo esto es conveniente armar un cada año un Plan de Acción para llegar a las metas que se propongan. Revisar en equipo los resultados conseguidos el año anterior, y definir nuevos objetivos de crecimiento, une y motiva al equipo para “remar en la misma dirección”

 

 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría el por .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>